jueves, 23 de octubre de 2008

Arte conceptual


Hace 100.000 (año arriba, año abajo) el mono de 2001, harto de dedicar su tiempo libre al onanismo ilustrado frente a un monolito de cartón piedra, decidió investigar por su cuenta con materia prima de su propio cuerpo.
Tuvo la genial idea de introducir una rama en el mismo centro de una de sus deposiciones. Fue en ese mismo instante cuando nació la “Mierda Pinchada en un Palo” como concepto.
Nació también la imperante necesidad de exponer tal concepto ante sus semejantes para ganar admiración y respeto ante la tribu. A partir de ese momento, ya no era necesario ser el más fuerte y peludo para ser popular, bastaba con exponer mierdas pinchadas en un palo, y cuanto más largo el palo y más grande la mierda mejor.
Nace la “mierda pinchada en un palo” como obra de arte conceptual.
Restos arqueológicos revelan que ya en el paleolítico, se organizaban exposiciones de mierdas pinchadas en palos que los machos dominantes utilizaban como reclamo para llevarse a las hembras más fértiles a su guarida.
A día de hoy, son muchas las variaciones que ha sufrido la mierda pinchada en un palo evolución tras evolución, pero quedándose con el concepto originario.
Aquellos primigenios artistas de la mierda dieron forma a lo que hoy llamamos “Arte Conceptual”.
Un claro ejemplo lo tenemos en una variante de mierda pinchada en un palo, al que el artista de nombre Ferrán Adriá lo ha llamado “Descompostura Diarréica Espoleada en Stick Vertical de Fagácea”.

3 comentarios:

Moïra dijo...

uau....

naturline dijo...

Fantástico post al igual que el blog me ha gustado mucho felicidades. Hay un artista Italiano que vende mierda en la ta mierda de artista, muy similar.

el trampero dijo...

Muchas gracias por tu felicitación, me alegra que te guste el blog.

Algo había oído sobre la mierda enlatada de un tal Piero Manzoni. Creo que se ha pagado por ella una cantidad bastante elevada.
Es lo que tiene el arte conceptual y si encima las obras son póstumas, mejor que mejor...